La Majo y el Felipe

25.9.2016

Por Cheff Guille Segal

Receta publicada en PL80 - Septiembre/Octubre 2016

 

Durante el transcurso de mi carrera culinaria he conocido infinita cantidad de personas de distintas culturas y países. Cada uno de ellos dejó en mí, en esta relación laboral que tuvimos, algo de enseñanza. Y esta vez, por intermedio de dos maravillosos jóvenes que tengo el gusto y honor que formen parte del equipo de trabajo, en la cocina del kibutz, quiero homenajear a uno de los símbolos que fue y es parte del folklore del kibutz: los voluntarios jóvenes del todo el mundo que a cambio de casa, comida y un sueldo mínimo, vienen de todas partes del mundo, a vivir esta experiencia.
La Majo y el Felipe llegaron de Bogotá, Colombia, nos cuentan su experiencia en Israel y comparten un plato típico “la bandeja paisa”. Aquí los dejo con su relato.

 

“Cuando estaba en Colombia y tenía proyectado este viaje para hacer un voluntariado, nunca pensé que se convertiría en un paso muy importante para mí vida”, cuenta Majo. “Pese a todos los obstáculos que he tenido con el idioma y con el alejarme de casa, de mis padres y amigos, sigo adelante con esta experiencia tan bonita que me ha brindado el kibutz Geva y por supuesto toda mi familia. Por otro lado, he tenido la oportunidad de conocer personas maravillosas que me han dado todo el apoyo y cariño que me hacía falta. Me encontré con Brenda, la encargada de los voluntarios que es todo un amor, con Guille, el chef del comedor que es como mi padre en Israel, y he conocido amigas y amigos de todas partes del mundo que han aportado mucho en este viaje”, enfatizó.
“He conocido la cultura de este hermoso país, algo nuevo para mí, totalmente distinta, y he recorrido sitios espectaculares que de alguna forma han ayudado a este enriquecimiento personal. Salir de mi zona de confort me ha hecho madurar en muchos aspectos y cambiar mi vida radicalmente ya que me he hecho una gran mujer, fuerte y luchadora. Otras de las cosas que me han encantado es la diversidad de sabores que he alcanzado a probar, algunos distintos y otros desconocidos.
Pasado un tiempo llegó un amigo también colombiano (Felipe) con el que he pasado muchos momentos maravillosos, ambos aprendiendo de todo lo que Israel nos pueda brindar”, contó Majo. Y como no puede faltar, le pidió que trajera paquetes de frijoles para poder disfrutar del plato típico colombiano “Bandeja Paisa” acompañada de una deliciosa limonada.
Y aprovechando este espacio, Majo y Felipe quisieron compartir con los lectores un poco a cerca de “nuestro plato”, de dónde viene, por qué se popularizó y darles la receta para que lo puedan degustar en casa.

 

La “Bandeja Paisa” tiene su origen en un departamento de Colombia denominado  Antioquia y antiguamente era un territorio muy grande. En esa época el transporte de todas las mercaderías se hacía en recuas de mulas guiadas o arriadas por señores, a los que se les llamó arrieros. Estas jornadas de arriar las mulas eran de muchos días. Como este trabajo era tan duro y desgastante, pues los arrieros iban a pie, una comida que los nutría mucho y les proporcionaba mucha energía eran los frijoles, acompañados de arroz, arepa, chicharrón y aguacate. Inicialmente fue llamada, plato o bandeja arriera, o también montañera y este los encontraban en el camino en unos sitios llamados fondas (pequeñas casas de campesinos) en donde se alimentaban y descansaban. Por ser delicioso y de mucho alimento, se fue popularizando su consumo en todo el país, como un plato especial. Hoy día es uno de los principales platos de la cocina tradicional colombiana.

 

Ingredientes (para 6 platos)
• 3 tazas de frijoles cargamanto o rojos grandes
• 2 cucharadas de aceite
• 1 taza de guiso (4 cebollas y 4 tomates)
• 1 cucharada grasa de vaca
• 6  huevos
• 3  paltas (aguacates)
• 1  taza de arroz
• 3  plátanos dulces
Aceite, a gusto

 

Para las arepas
• 3  tazas de harina de maíz precocida (blanca o amarilla)
• 2  tazas de agua tibia
Sal a gusto

 

Preparación:
 

Arepas: En un tazón suficientemente grande para amasar, coloca la harina de maíz. Sobre la harina agrega aceite. Añádele sal al agua tibia, viértela y mezcla hasta conseguir una masa consistente. Haz bola de masa en tu mano y aplánala con tus dos manos hasta darle una forma redondita.
Luego en una sartén con poco aceite, asa las arepas hasta que se doren ambos lados.

 

Arroz: Busca una olla mediana en buen estado para hacer el arroz. Agrega el arroz blanco (cuenta las tazas que te salen de la libra) agrega el doble de tazas de agua, sal y aceite a gusto, todo de una vez. Pon la olla a fuego alto. Va a comenzar a hervir, perfecto, no hagas nada. Al cabo de unos pocos minutos (no más de 5), se va a secar el agua por completo. Cuando veas que esto sucede, más precisamente, cuando veas que está a punto de dejar de botar burbujas de agua sobre la superficie del arroz, baja el fuego al mínimo y tapa la olla.
Deja transcurrir 15 o 20 minutos, destapa la olla y prueba el grano.

 

Frijoles: Remojar los frijoles en agua hasta cubrirlos la noche anterior a su preparación; cocinarlos en ese mismo agua, con un poco de aceite. Cuando estén blandos, agregarle sal a gusto.
Mientras tanto ve haciendo el guiso: pica los tomates, la cebolla y lo mezclas.
Fríe la grasa de vaca hasta que queden tostados o al punto deseado.
Cuando los frijoles estén blandos, añade el guiso y cocina entre 5 y 10 minutos adicionales para darles espesor.
Luego, en una sartén, coloca aceite para freír los plátanos dulces y los huevos fritos.

 

 

Hasta la próxima y Jag Sameaj, con mucha salud, sonrisas, paz, alegrías y por supuesto… cosas ricas. Shaná tová.
 

Secciones:

Please reload

banner_OLIM_TLV_ESPAÑOL_NEW.gif
banner muni KS adultos en movimiento.gif
banner leon amiras.gif
Notas recientes

Pan dulce de Guille (Receta de mi madre y abuela)

December 5, 2018

1/10
Please reload

Notas publicadas

November 16, 2019

October 28, 2019

October 24, 2019

August 20, 2019

August 17, 2019

August 11, 2019

August 6, 2019

Please reload

Búsqueda por sección