Coqui Sosa: "Fui testigo de ese amor infinito del pueblo de Israel, hacia el arte de ella, una de las artistas más grandes que nos dio la historia".

El cantante Coqui Sosa, sobrino de la cantautora argentina Mercedes Sosa, visitará Israel durante el mes de marzo para conmemorar el 10º aniversario del fallecimiento de su tía "la Negra Sosa".

Invitado por la Olei, Organización Latinoamericana, España y Portugal en Israel, en un emotivo homenaje, el cantante se presentará en varias ciudades del país acompañado por los artistas Iche Prilloltensky, David Karlsberg, Rinat Emanuel y Javier Alvarez.

 

Antes de comenzar la gira, Coqui Sosa conversó con Piedra Libre y compartió sus sensaciones de volver a Israel, país que ya visitó cuatro veces.

 

¿Qué significa para vos Israel?

Para mí, Israel es uno de los lugares más importante en mi vida personal y artística. Tierra maravillosa que me supo cobijar, que me regaló amigos y la posibilidad de hacer Arte, de compartir y de aprender. Aprendí a conocerla y amarla intensamente.

 

 

Tucumán, 2019. Foto: cedida por Coqui Sosa


 
¿Cuándo fue la última vez que estuviste y que recuerdos tenés de tu paso por Israel?

Esta es mi quinta visita a Israel. En el año 2008 tuve la oportunidad de visitarla dos veces, luego en el año 2010 y en el 2018 regresé también para cantar.

Los recuerdos que tengo de cada visita a Israel son innumerables. Recorrí prácticamente todo el país. Infinitos recuerdos que tienen que ver con mi familia, con mis amigos, y en lo artístico; haber tenido la posibilidad de cantar para un público numeroso y con ganas de escuchar. En el 2008 pude realizar la gira con mi tía Mercedes Sosa, y esa fue la última Gira Internacional que ella realizó antes de su fallecimiento.
Mi última visita, en el año 2018, fue muy especial porque fuimos con una misión desde mi provincia Tucumán, con el gobernador, funcionarios, científicos, directores... fuimos a realizar una misión de intercambio, de aprender y mostrar. De mi parte, fue cultural en mi carácter de artista y de embajador cultural de mi provincia.

Fue una experiencia maravillosa, que además me permitió conocer a la OLEI, y ver cómo trabajan con tanto respeto y buena voluntad, para colaborar y ayudar a quienes llegan a Israel con la expectativa de poder iniciar una nueva etapa de su vida. Tengo los mejores recuerdos que son los que me impulsan hoy, con muchísima alegría, a esperar y ver en el día a día, este regreso tan anunciado.

 

Fotos: cedidas por Coqui Sosa

 

 

Sos Embajador Cultural de Tucumán, ¿Qué significa este cargo en tu vida?
Para mí ser embajador de la provincia donde nací es un orgullo infinito. Algo que, de verdad, ni siquiera había soñado. Fundamentalmente soy artista. Siempre luché y promoví nuestra identidad y nuestra raíz sintiendo que era mi Misión, no para que me premiaran, sino para ejercer mi “responsabilidad de Militante del Arte”. Pero bueno, en algún momento, sin saberlo, las instituciones determinaron y me eligieron como embajador, para que represente a través de la Cultura a nuestro Tucumán. Una enorme, tremenda y hermosa responsabilidad, que día a día, trato de llevar lo mejor posible haciendo honor a esa designación. 

 

 

Tucumán,2019. Foto: cedida por Coqui Sosa

 

 

¿Qué significa llegar a un país que ha admirado tanto a tu tía, Mercedes Sosa?

Siempre digo que Israel fue, para mi tía Mercedes, una tierra maravillosa y amada, en su vida artística y personal. Un lugar donde ella fue feliz, donde sintió el cariño de toda la gente. A veces siento que no fue casualidad, que fue causal del destino, que ella haya podido entregar su arte prácticamente por última vez, en una gira internacional, antes de su fallecimiento. Fui testigo de ese amor infinito del pueblo de Israel, hacia el arte de ella, una de las artistas más grande que nos dio la historia.

 

Buenos Aires, 1997. Foto: cedida por Coqui Sosa

 

 

El año pasado, en marzo del 2019, falleció el único hijo de Mercedes Sosa, Matus. Él era el presidente de la Fundación Mercedes Sosa para la cultura. ¿Quién sigue al frente de la Institución y qué actividades realizan?
La fundación Mercedes Sosa continúa aún activa. Sigue conduciéndola parte de la familia, con otros integrantes que fueron formándose y trabajando codo a codo con mi primo Fabián Matus. Básicamente realiza actividades culturales, recreativas y sociales. Realiza un importantísimo aporte a la cultura.

 

Buenos Aires, 1993. Foto: cedida por Coqui Sosa


 

¿Qué mensaje tenés para los latinos que te esperan en Israel?
A los latinos que viven en Israel, más que un mensaje, quiero decirles que espero que nos podamos encontrar y abrazarnos. Que podamos cantar juntos, disfrutar de la música popular y también del recuerdo por supuesto de mi tía Mercedes a través de sus canciones y de anécdotas. La alegría de reencontrarnos, y vivir viejas épocas, en donde el arte y la cultura seguramente dejaron huellas en nuestro corazón.

 

Buenos Aires, 2006. Foto: cedida por Coqui Sosa


 

¿Si tenés que decir en una frase lo que representa Israel, que dirías?
Para mí Israel representa además de la tierra prometida, la tierra donde “todo es posible”, en donde uno de alguna manera logra cerrar el círculo que nos da la vida y el destino, y reencontrarnos con él. Aquella historia nuestra del ser humano, que nos permite tener una esperanza y una visión de un futuro promisorio.

 

Buenos Aires, 2012. Foto: cedida por Coqui Sosa

 

 

¿Qué significa la música en tu vida?

La música es una forma de vida, es lo que me da la posibilidad de tender puentes de amor, de solidaridad y de conocimientos. Es el combustible para mi vida y con ella también, expresar desde mi voz y mi corazón, esa necesidad de poder, a través de la canción, lo que como ser humano sueño siempre: practicar la solidaridad, la hermandad, promover la paz y la libertad. Realmente a través del arte, uno puede proponer sueños infinitos y posibles, y cuando digo sueños es porque siempre uno siente que se pueden realizar, no hablo de utopías, qué son aquellas que uno siempre cree que se puede, pero que finalmente no se logra. La música nos da la posibilidad de despertar los sueños.

 

Tucumán, 2007. Foto: cedida por Coqui Sosa


 
Pronto te vamos a tener por estos lares y vas a realizar varias presentaciones. Te van acompañar artistas invitados en tu gira y no es la primera vez que van a compartir escenario, ¿verdad?
Una de las alegrías más grande que tengo con esta nueva visita a Israel, es precisamente la posibilidad de poder compartir escenario con grandes artistas. Ya tuve la oportunidad de compartir y grabar una versión de "Luna Tucumana" en hebreo, con Rinat Emanuel, maravillosa cantante, que seguramente ya en el presente y hacia el futuro dejará una huella muy grande en el arte y en la música israelí.  También con un reconocido y ya histórico músico: Iche Prilloltensky. Además, ahora se suman David Karlsberg y Javier Álvarez. Juntos vamos a recorrer y disfrutar del Arte. La alegría de compartir y ser felices cantando y tocando.

 

 Foto izquierda: (de izq. a dcha.) Javier Alvarez, Rinat Emanuel, Iche Prilloltensky y David Karlsberg.

Foto derecha: Rinat Emanuel y Coqui Sosa.

 

 

Contanos un poco de vos.

Yo soy de la provincia de Tucumán, la más chiquita de Argentina. Esta provincia que dio la posibilidad de nutrirme de mucho Arte, de mucha historia y de grandes artistas. Además de mi tía Mercedes, es la provincia que cobijó al gran Atahualpa Yupanqui, e innumerables y maravillosos artistas, como Lola Mora, una gran escultura, a los Tucu Tucu... A muchísima gente que realmente son parte del patrimonio no sólo de Tucumán, sino de nuestro país y también de Latinoamérica.

De niño mi sueño era ser arquitecto, pero sin darme cuenta, naturalmente, me incorporé al folklore y a la música popular.

Tengo muchas anécdotas y vivencias. Participé en todos los festivales importantes de mi país: en Cosquín estuve 10 años, en Jesús María y en casi en todos los festivales de Argentina. A través del arte y la cultura tuve la posibilidad de conocer toda mi tierra y otros países como Israel, España, Estados Unidos, Uruguay, Chile…

Siempre digo que no se trata de llevar el Arte de uno, sino de aprender del arte de las tierras que visito...compartir, intercambiar.

 

Buenos Aires, Luna Park, 1987. Foto: cedida por Coqui Sosa

 


Tenes una tía, Rivka Mozes, viviendo hace muchos años en Israel. ¿Qué los une a Israel y al judaísmo?
¡Mi Tía Rivka Mozes, es mi tía queridísima del alma, de mi corazón! una mujer que tiene una vida realmente digna de imitar y conocer. Un ejemplo de aquellos que logran alcanzar los objetivos con sacrificios, con superación y con saber levantarse después de muchas caídas. Ella llegó Israel, sintió ese abrazo característico de esta tierra y se quedó para siempre.

Yo creo que lo que le pasó a ella es justamente lo que uno logra entender cada vez que llega a Israel. Y le sucedió a mi tía. Entender que Israel, el judaísmo, tiene concepción de solidaridad y de abrir el corazón para todos aquellos que eligen esta tierra para poder vivir y poder desarrollarse.


 

Tel Aviv, 2008. Foto: cedida por Coqui Sosa

 

 

En las reuniones familiares me imagino que la animación pasa por tus manos. ¿Te hacen tocar mucho la guitarra?
En mi familia somos muchos los artistas. Todos amamos y disfrutamos de serlo y, en las reuniones, naturalmente “aparece una guitarreada” y cantamos... ¡siempre cantamos! Porque tenemos la alegría de poder hacerlo y de saber que cantando...acariciamos el alma de los que nos escuchan.

 

 

Fotos: cedidas por Coqui Sosa

 

 

Si tuvieras que mencionar un/a cantante que admirás, ¿a quién nombrarías?
Son muchos los cantantes a los que admiro. Siempre obviamente destaco a mi tía Mercedes Sosa, pero también a Atahualpa Yupanqui, Jairo... al grupo Illapu de Chile, a Joan Manuel Serrat...en realidad son tantos los referentes. Fundamentalmente lo que determina mi admiración es la coherencia y la Militancia Cultural y Social, que tienen estos artistas. Son un ejemplo para mí:  son un espejo para mirarme y aprender de ellos.

 

 

Chile, 2008. Foto: cedida por Coqui Sosa

 

 

¿Un sueño?
¿Sueños? ¡Son muchos! fundamentalmente poder, a través del arte a la cultura, unir corazones y aportar para poder hacer de este mundo un mejor lugar para vivir...convencido de que, desde la canción, ¡del arte... de la cultura! lo podemos proponer. Con la cultura podemos llegar a entender y a comunicarnos mejor.

 

Buenos Aires, diciembre 2007. Foto: cedida por Coqui Sosa

 

 

Quiero llegar hasta el final de mis días, cantando y haciendo militancia cultural. Soy feliz gracias a Dios y por eso le agradezco mucho a la OLEI, que hizo posible este viaje. Gracias a la voluntad inquebrantable, a la firmeza de todo el equipo de la OLEI y especialmente a Mario Laib, a vos Luli, y a León Amiras. Ya cuento las horas y los días con ansiedad.

 

Gracias a vos. Te esperamos.

 

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 

Para reservar tu entrada

 

  • 10/3 BEER SHEVA
    052-4708433 / 052-6371617 / 054-6808834 / 08-9103828
     

  • 15/3 – RAANANA 
    0545-234119 / 053-6062136 /054-3481238

     

  • 16/3 – JERUSALEM 
    055-6633520 / 02-6249520​

 

-------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 

 

Secciones:

Please reload

banner leon amiras.gif
Notas recientes

Pan dulce de Guille (Receta de mi madre y abuela)

December 5, 2018

1/10
Please reload

Notas publicadas